jueves, 1 de octubre de 2015

José Luis Yépez - Entrevista


Cuando nos paseamos por Barquisimeto, vemos muchísimas caras conocidas, y es que nuestra tierra de hermosos crepúsculos está colmada de buenas amistades, pero sobre todo, de gente llena de talento y ganas de trabajar en lo que nos apasiona. Este es el caso de José Luis Yépez un Tocuyano que llegó a Barquisimeto para hacerla su casa.

En su niñez la música se adueñó de su vida dándole paso a tener una miniteca, por otro lado el espejo de su casa y una silla le daban las pautas para jugar a relatar noticias de periódicos de la región, demostrando poco a poco lo que en un futuro apasionaría su vida personal y profesional.
Padre de dos varones y una hembra, quienes dos de ellos han seguido sus pasos, hoy día es Decano de la Facultad de Ciencias Económicas y Sociales de la Universidad Fermín Toro y lo hemos visto muchísimas veces en un reconocido canal de televisión de la ciudad y en el desaparecido Radio Caracas Televisión, siendo de esta forma una de nuestras reconocidas personalidades de este especial de Barquisimeto.

La matiz de un Tocuyano
Desde su adolescencia su vocación estaba viéndose reflejada cada vez que dedicada tiempo de su día a soñar que era moderador de noticias y crear una programación propia de un programa de radio. "En mi pueblo existía una radio que era muy conservadora que se llamaba radio Colonial y entonces yo me imaginaba una emisora moderna y tenía una programación imaginaria de puros programas creados por mi”, comenta José Luis.
Realizó estudios en el Colegio Diocesano en el Tocuyo, lugar que le dejó hermosos recuerdos de su época escolar, creando lazos con amistades que llenaron su vida de juegos e intereses en común como el fútbol y un grupo de gaitas. Colegio que le inculcó buenas enseñanzas y una seguridad en sí mismo ejemplar.
Luego de un intento fallido por estudiar derecho en Mérida, dio un vuelco total a su vida cambiando aquellos paisajes fríos por el calorcito de la ciudad de Maracaibo donde realizó sus estudios como Comunicador Social. "Siento que si me tocara volver a tomar esa decisión, lo haría porque para mí el periodismo es mi vida”, agrega Yépez.

Comienzos y éxitos
-¿Cómo termina un Tocuyano en el Zulia?
En ese tiempo solo había tres universidades que daban Comunicación Social, dos estaban en Caracas y la que estaba más cerca era Maracaibo y me fui por esa razón, de hecho era tanto el arraigo que tenía con mis amistades y con la mujer que en aquel momento era mi novia, ahora mi esposa, que yo todos los fines de semana volvía al Tocuyo.
-¿Qué lo hizo venir a Barquisimeto a desarrollar su carrera?
El trabajo, porque cuando yo comencé mis pasantías, por un amigo de mi padre estuve en un periódico y ahí me dejaron. Cuando me gradué me asignaron la página de economía, cosa que no quería porque no me gustaban los números pero hice que nadie se diera cuenta de que no me gustaba la fuente y la realicé con las mejores ganas del mundo.
-¿Qué siente al ver que dos de sus hijos han seguido sus pasos?
Creo que eso les viene en las venas, porque nunca he sido de esos padres que les gusta imponerse diciéndoles que deben estudiar, pero tampoco lo que no. Creo que ellos mismos deben tomar sus decisiones y que si se equivocan aprendan. El menor si creo que tomará otra rama quizá un poco más inclinada por la ingeniería que es más cercana a su madre.
-Cuéntenos un poco de su experiencia en los diferentes medios donde ha trabajado 
Yo creo que en principio tuve muy buenas experiencias, esta carrera para quien la ama y le apasiona tiene sus momentos que te llegan y piensas que valió la pena y una de ellas es cuando la gente que no tiene voz o tribuna, a través de un buen trabajo periodístico que tu puedas hacer les das esa significativa resonancia para que dejen de ser los marginados y pasen a ser protagonistas de su propia mejoría. El medio que más me gusta es la radio y quizá me he dado a conocer más por medios impresos que por este medio, comencé quizá por lo que menos quería en la página de economía, pero en el año 90 gané todos los premios que se daban acá y eso me hizo sentir orgulloso. Luego de estar en impreso salió la oportunidad de trabajar como corresponsal del canal 8 y lo hice, me probaron en vivo y siendo bastante arriesgados lo hice bien y al día siguiente me enviaron el contrato. Estuve durante seis meses entre el periódico, la televisión y también estaba en radio. Cuando me iban a pasar a nomina surgió la oportunidad en Radio Caracas Televisión donde la primera información que hice fue la que abrió el noticiero de la noche.
-¿Qué siente un larense cuando es tan reconocido en su tierra?           
Un compromiso, porque quieras o no pasas a ser un modelo a seguir y tú decides si quieres ser un modelo positivo o negativo y en estos tiempos que la gente anda con tanta crispación, hay que asumirlo con mucha responsabilidad y madurez. Obviamente cometeré mis errores como ser humano que soy, pero lo importante es que las personas me han sentido muy cercano y cuando cometo una falla me lo dicen.
¿En cuál de sus facetas cree que se hizo un ícono aquí en su tierra?
Creo que sin duda, aquella época de Radio Caracas Televisión, tuve la fortuna de que fueron unos años muy intensos en cuanto a la parte noticiosa de Lara y la región. Yo entro a RCTV y recuerdo que no tenía un mes trabajando ahí y me confundían con el corresponsal anterior, en esos días estábamos cubriendo una pauta publicitaria y veo que pasan varias tanquetas y le digo a mi camarógrafo que siguiéramos al convoy, grabamos cuando le dispararon a un estudiante y todas esas imágenes fueron hechas por nosotros y salieron en la (OTI) Organización de Televisión Iberoamericana.
-¿Qué le agradece a ese Barquisimeto que le abrió sus puertas a un tocuyano recién graduado?
Yo le agradezco de todo porque me hizo sentir desde el primer día como un "barquisimetido” o como uno más de acá, uno no escoge donde nace pero si donde vive y Barquisimeto para mí es, aun con sus problemas, la ciudad más bella del mundo. Me encanta mi cuidad.

Fuente: elimpulso.com/seccion/gala
Por María Andrea Jiménez


No hay comentarios.:

Publicar un comentario